EL EXPERIMENTO FILADELFIA

En los años treinta, el gobierno oculto (el ejército) buscó la tecnología de la invisibilidad. Científicos fueron llamados a desarrollar una tecnología que podría hacer invisibles los objetos, como aviones o naves.

Algunas de las más grandes inteligencias fueron reclutadas: Einstein, Tesla, Von Neumann (matemático).

Parecía muy poco probable que la tecnología humana estuviera lo suficientemente avanzada para alcanzar el fenómeno de invisibilidad requerido. De hecho, en ese momento, éste era el caso y fueron los extraterrestres de Zeta los que dieron los detalles finales de un sistema para crear la invisibilidad.

Hoy nosotros tenemos la tecnología de disimulo (camuflaje) que exige ser invisibilidad de radar, pero, de hecho, es una invisibilidad ligera. Pueden cubrirse, en particular, aviones. Cubrir es una palabra bastante apta, puesto que la tecnología de disimulo no es invisibilidad de los cinco-sentidos.

La invisibilidad es creada usando campos electromagnéticos poderosos para encurvar el espacio alrededor del objeto. La luz, sin embargo, se curva alrededor del objeto, y este no puede verse .

Los militares y científicos prepararon el barco de guerra U.S. Eldridge con un sistema electromagnético: bobinas de Tesla, etc. pero ayudados por los Zetas.

Lo que el gobierno oculto no sabía era que los Zetas estaban meramente explotándolos para sus propios fines.. Los extraterrestres proporcionaron una tecnología oculta que crearía un agujero de gusano, una fisura o grieta en el espacio/tiempo.

En 1943 fue lograda la primera prueba exitosa de invisibilidad, pero para asombro del ejército y científicos, la nave desapareció completamente. Cuando regresó, el ejército insistió en usar la próxima vez una tripulación para obtener información sobre lo que pasó cuando desapareció.

Se ha registrado que Tesla objetó en este punto, y, ya sea que resignó o incluso intentó sabotearlo, siendo entonces removido del proyecto. La nave desapareció y volvió, y los horrendos efectos de esto se han vuelto bien conocidos: Tripulación demente y  algunos de ellos fusionados con el casco de la nave, como aparece en la foto siguiente.

Poco conocido a los humanos, el experimento tuvo que ser conducido, en agosto de 1943, organizado e influenciado por los Zetas. Esto fue debido a ciclos magnéticos que ocurren cada 20 años, cuando un pico o cresta magnética permite un tránsito más fácil a través de ciertas bandas dimensionales de frecuencias.

Por ejemplo, el armónico eléctrico (un polo del vórtice eléctrico/magnético) de D3 (banda dimensional) conecta con la del tono base magnético de D4, creando una ventana magnética.

Estos Zetas en particular son los Zeta-grises Rigelianos del sistema estelar de Rigel en Orion. La Alianza Guardiana se refiere a ellos como los Futczhi. Los Zeta-Dracos también están involucrados como intermediarios entre los humanos y relaciones con los Futczhi. Ellos motivaron al gobierno a crear el experimento en 1983.

El barco fue tele-transportado temporalmente a un tiempo futuro, a 1983, otro pico/cresta magnética.

Los Zetas tuvieron éxito creando un agujero de gusano (un vórtice que interconecta dimensiones y tiempos) como parte de su plan para extender su sistema de redes de implante y también creando sendas de espacio/tiempo hacia la matriz fantasma (un reino astral separado, amurallado; un agujero negro de actuación lenta, la morada de las fuerzas oscuras).

Además, los Zetas usaron esta ventana dimensional para traer, en secreto, una flota de naves espaciales para posicionarlas para dirigir pulsaciones electromagnéticos codificadas D1 al Sol. Esto puede lograrse vía dimensiones astrales dentro de nuestra Tierra hacia la 2-D, al cuerpo de la Tierra, el cual en su centro está conectado con el Sol a través de geometría del espacio-interno.

El propósito era desalinear la relación de energía Sol/Tierra, lo cual lograron, y más allá, desalinear a la Tierra y a la Tierra paralela (Tara) donde (la Tierra) D-1 se conecta a Tara D-4. (La tierra es D1, D2, D3; Tara es D4, D5, D6.)

Esto crearía una zona de repulsión entre la Tierra y Tara; previniendo la ascensión al cierre del periodo de tiempo planetario de 26,556 años. Nosotros, entonces, tendríamos que continuar reencarnando en ciclos repetidos.

El resultado de las pulsaciones dirigidas al Sol era invertir la polaridad magnética a eléctrica al nivel de D1, causando que los vórtices de D1 de la Tierra y el sol se rechazaran. Ellos también invirtieron las frecuencias de D4 para que la Tierra repeliera a Tara – y más allá, esto causaría la desalineación en las otras dimensiones D2, D3, D5, D6.

Esta violación del equilibrio armónico entre estos planetas y el Sol causó las llamaradas solares crecientes entre 1943 y 1972. Los astrónomos se interesaron y preocuparon por los peligros para la Tierra. De hecho, ellos predijeron una explosión en el Sol aproximadamente por 1972, qué continuaría, con la posibilidad de destruir toda la vida en la Tierra.

Afortunadamente, intervino el Concejo de Sirio de la Alianza Guardiana. Desde el punto de vista ET, en 1972 habría habido una pulsación roja soltada por del Sol, destruyendo toda la vida en la Tierra. La banda de frecuencia D1 corresponde al rojo en el espectro; por eso el nombre pulso rojo. Es una intensa onda expansiva de energía de ultra baja frecuencia.

El 7 de agosto de 1972, los científicos grabaron la más intensa llamarada luminosa, pero es un enigma acerca de por qué menguó. El Concejo de Sirio, de hecho, había intervenido. Los vórtices del Sol estaban fuera de equilibrio pero la corrección fue una tarea mayor y más larga. Una solución temporal era crear un cerco de frecuencia alrededor de la Tierra para prevenir la resonancia del pulso rojo y la subsecuente destrucción de toda la vida. Este procedimiento se describe en el artículo llamado “11:11”.

A pesar del plan de los Zeta, de trastornar la alineación del Sol, la Tierra y Tara, previniendo que se frustrara la ascensión, ellos, no obstante, tuvieron éxito creando su agujero de gusano en 1943, un artículo clave para una serie de tres esfuerzos; los otros dos a los picos/crestas magnéticas en 1983 y 2003.

Los libros sobre Montauk detallan los eventos de 1983 en los cuales el gobierno secreto fue, de nuevo, inducido y engañado para crear una máquina del tiempo que vinculara 1983 con 1943, expandiendo y fortaleciendo el agujero de gusano de 1943. El tercer experimento debe ser conducido en 2003, la última cresta magnética antes del 2012 y el período de ascensión.

El gobierno deberá ser, de nuevo, engañado para realizar otro experimento que reforzaría la red del implante de los Zeta lo suficientemente para formar un cerco eficaz de frecuencia para la población entera, impidiendo que ocurran los aspectos importantes de la ascensión. En 1983, el agujero de gusano ensanchó la grieta de 1943 y unió con éxito los períodos de tiempo a su período de tiempo D4 de los Dracos-Zeta – su base de operaciones.

De notarse que estos planes de los Zeta eran un estorbo a la facción contrincante extraterrestre, los Anunnaki  en su agenda del Orden Mundial y ellos intentaron bloquear el plan.

La red expandida del agujero de gusano fortaleció su conexión a la Matriz Fantasma (también a través de su agujero de gusano Halcón, y este llamado sistema de red del vórtice Montauk puede radiar ahora las directrices psicotrónicas de control mental a la población).

La información ET en este artículo vino del material de la Alianza Guardiana (Guardian Alliance material) de Los libros de los Viajeros (Voyagers books) de À. Deane.

Deja un comentario