Arquitectura para la Humanidad Relanza como Cooperativa Arquitectura Abierta

construction

La Cooperativa Arquitectura Abierta ha sido creada para reemplazar a Arquitectura para la Humanidad que ha cerrado en 2015.  Filiales locales se han reunido para crear la nueva organización. Más de 30 filiales en Norte y Sud América, Europa, Asia, y África se han agrupado para  formar la nueva organización, la cual se compromete en alcanzar compromiso comunitario mediante diseño.

La misión establecida del grupo es “promoción del diseño, facilitación, asesoramiento y pequeños servicios de construcción para sus comunidades locales marginalizadas.”

El Orfanato ABC es uno de los proyectos creados por la Cooperativa Dhaka de la Red Arquitectura Abierta, con Imrul Keyes como el arquitecto de registro

“Nosotros creemos en acción de grupo, alimentada por participación inclusiva,” dice la Cooperativa en su sitio web.

El anterior voluntario y colaborador de extenso período Garrett Jacobs ha supervisado el relanzamiento, y ahora está sirviendo como director ejecutivo.

“Nuestro foco es diseño de comunidad, diseño participatorio, y esto es esa accessible plataforma para que las personas hagan trabajo comunitario y para construir las cooperativas que redefinen lo que arquitectura y diseño pueden ser en el siglo 21,” explicó él en un video YouTube.

Un video mostrando el anuncio de la Cooperativa Arquitectura Abierta

La Cooperativa Arquitectura Abierta está todavía en su etapa formativa. Está gobernada por una junta directiva de siete-miembros, el cual actualmente tiene tres asiento vacíos.

Mientra la organización reconoce su conexión con Arquitectura para la Humanidad, está buscando un nuevo inicio.

Fundado en 1999, Arquitectura para la Humanidad ha ayudado a guiar en el movimiento diseño participatorio al lanzar competiciones por soluciones a alivio de desastres y hospedar reuniones para proyectos en la destruida por la guerra Kosovo, clínicas de salud móviles en Africa, alivio al terremoto de Haití, y respuestas al Huracán Katrina en New Orleans, entre otras iniciativas.

La compañía tuvo que enfrentar importantes problemas, siguiendo una rápida expansión alrededor del mundo y una disminución de contribuciones irrestrictas al fondo general de operaciones. Se declaró en bancarrota a inicios de 2015 y cerró su oficina central, aunque filiales individuales continuaron operando.

En una entrevista con Dezeen el último año, Sinclair declaró de haber guiado en la nueva oleada de diseño humanitario. “Años atrás, cuando dije que los arquitectos deberían estar involucrados en asuntos humanitarios, las personas se rieron de mí,” contó él.

Imágenes son courtesía de la Cooperativa Arquitectura Abierta.

Deja un comentario

Top