ALTERACIONES DE LAS ESPECIES

Estan los OMG Re-cableando Nuestro ADN?

Nuevos estudios en la investigación de células están haciendo algunas nuevas y alarmantes preguntas referentes a los OMG (Organismos Modificados Genéticamente), y uno de ellos en particular hace que la insuficiencia hepática o el cáncer parezca un juego de niños en comparación con las estridentes posibilidades que surgen cuando empezamos a ver cómo probablemente los alimentos modificados genéticamente afectan nuestro ADN .

Primero vamos a dejar una cosa en claro,

Todo tipo de cosas pueden alterar nuestro ADN, para mejor o para peor.

  • Bruce Lipton, un científico pionero de la biología, demostró que las emociones pueden cambiar nuestro ADN

la investigación ha demostrado que incluso el ejercicio    o la quimioterapia pueden alterar nuestro ADN.

  • las culturas antiguas sabían que el sonido puede afectar nuestro ADN
  • la nueva investigación afirma que no estamos relegados a un destino específico a causa de nuestros genes, pero parece que nuestros cerebros están siendo re-cableados a través del ADN para convertirnos en “nuevos seres humanos”

Nuestro  ADN  contiene dos cadenas de nucleótidos que componen su estructura en forma de escalera.

Cada nucleótido contiene una de cuatro bases (adenina, timina, guanina, citosina) un grupo de fosfatos y una molécula de azúcar.

Las bases contienen nitrógeno, y se unen de forma muy específica. En una especie, la forma en que las cuatro bases se conectan entre sí es muy diferente de cómo se organizan en otra.

De hecho, en el RNA de doble cadena (dRNA – defective RNA o defective interfering RNA) del OMG creado por Monsanto supuestamente puede desactivar ciertas señales de genes y encender otras.

Por lo general, si usted pone un gen  listo en una planta, requiere de una proteína que pueda resistir el Roundup y siga creciendo. Sin embargo, el nuevo DRNA puede sobrevivir sin la síntesis de proteínas. Esto permite que los DRNA alteren los genes.

En los ratones que fueron alimentados con este DRNA, el hígado cambió por completo su organización celular, y los ratones crecieron extrañamente.

Se encontraron los mismos efectos cuando estos DRNA eran añadidos a las células humanas. Al parecer, este alimento OMG puede activar los genes causantes de cáncer, o aquietar nuestro sistema inmunológico.

En otros aspectos, el trigo que estamos consumiendo, que es diferente del trigo orgánico, está causando que nos volvamos adictos a él. Por esta razón, algunos lo llaman bioterrorismo.

Los alimentos de plantas OMG transforman éstos nuevos DRNA de tal manera la estructura de los genes de estos nuevos dRNA es silenciada o amplificada en formas muy específicas.

No hay evaluaciones del FDA  sobre éste dRNA y de cómo va a afectar nuestros genes, y Monsanto está trabajando en tecnología dRNA, comprando empresas que la están desarrollando, para poder ser sacada como la próxima ronda de alimentos de OGM que será involuntariamente desatada sobre nosotros.

Investigadores en Australia y Nueva Zelanda  están exponiendo este problema.

Incluso la inhalación de aerosoles de la empresa OMG puede cambiar la forma en que nuestros cuerpos producen ADN y las proteínas asociadas. Más alarmante es el hecho de que este dRNA puede pasarse a a la descendencia de las personas expuestas a la misma.

En Canadá, nuevas investigaciones muestran que las muestras de sangre de las mujeres embarazadas contenían rastros de toxinas  que se encuentran en los alimentos transgénicos.

Quién sabe cuáles son las ramificaciones a largo plazo de jugar con nuestra propia estructura genética, pero no puede ser prometedor considerando el historial de Monsanto hasta el momento.

“El hallazgo de que las toxinas GE y también los residuos de los herbicidas están siendo absorbidos por los consumidores y por la sangre de los bebés no-natos, muestra que los alimentos orgánicos y libres de transgénicos deben ser la primera opción para las familias y especialmente para las mujeres embarazadas”, dijo el portavoz de Soil & Salud Orgánica – Steffan Browning

Hay planes para introducir este DRNA en alimentos, medicinas, vacunas, y sprays de ‘plaguicidas’.

A menos que uno quiera jugar un juego de esperar y ver con su propia evolución genética, podría ser el momento de comer todo orgánico hasta que más investigación sea filtrada en el tema de los OGM y alteración del ADN.

CIENTIFICOS  DESCUBREN  DOBLE SIGNIFICADO EN EL CODIGO GENETICO.

Científico de Genoma, el Dr. John Stamatoyannopoulos Lidera un equipo que descubrió un segundo código oculto en el ADN.

Los científicos han descubierto un segundo código oculto dentro del ADN.

Este segundo código contiene la información que cambia la forma en que los científicos leen las instrucciones contenidas en el ADN e interpretan mutaciones para que den sentido a la salud y a la enfermedad.

Un equipo de investigación dirigido por el Dr. John Stamatoyannopoulos de la Universidad de Washington (UW) y profesor asociado de ciencias del genoma y de la medicina, hizo el descubrimiento.

Los hallazgos aparecen en la edición del 13 de diciembre en el periódico ‘Science’, ‘Los códigos ocultos que dan forma a la Evolución de la Proteína’.

El trabajo es parte de Proyecto de Enciclopedia de los Elementos del ADN, también conocido como ENCODE. El Instituto Nacional de Investigación del Genoma Humano financió el esfuerzo internacional de multi-años.

ENCODE tiene como objetivo descubrir dónde y cómo las direcciones para las funciones biológicas se almacenan en el genoma humano. Dado que el código genético fue descifrado en la década de 1960, los científicos han asumido que fue exclusivamente utilizado para escribir información acerca de las proteínas.

Los científicos de la UW se sorprendieron al descubrir que los genomas utilizan el código genético para escribir dos idiomas distintos:

  • uno describe cómo son hechas las proteínas
  • el otro le indica a la célula sobre cómo son controlados los genes

Un lenguaje es escrito en la parte superior del otro, por lo que el segundo lenguaje permaneció oculto durante tanto tiempo.

“Por más de 40 años hemos asumido que cambios en el ADN que afectan al código genético únicamente afectan cómo son hechas las proteínas”, dijo Stamatoyannopoulos.

“Ahora sabemos que a este supuesto básico acerca de la lectura del genoma humano  le falta la mitad de la imagen. Estos nuevos resultados destacan que el ADN es un dispositivo de almacenamiento de información increíblemente poderoso, que la naturaleza ha explotado plenamente en formas inesperadas. ”

El código genético utiliza un alfabeto de 64 letras llamado codones

El equipo de la Universidad de Wisconsin descubrió que algunos codones, que ellos llamaron Duons, pueden tener dos significados,

  • uno relacionado con la secuencia de proteínas
  • uno relacionado con el control de gen

Estos dos significados parecen haber evolucionado en concierto entre sí. Las instrucciones de control de genes parecen ayudar a estabilizar ciertas características beneficiosas de las proteínas y cómo éstas son hechas.

El descubrimiento de Duons tiene importantes implicaciones sobre cómo los científicos y los médicos interpretan el genoma de un paciente y se abrirán nuevas puertas para el diagnóstico y tratamiento de la enfermedad.

“El hecho de que el código genético puede escribir simultáneamente dos tipos de información significa que muchos cambios en el ADN que parecen alterar las secuencias de proteínas pueden llegar a causar la enfermedad mediante la interrupción de los programas de control de genes o incluso los dos mecanismos a la vez”, dijo Stamatoyannopoulos.

Las subvenciones de los Institutos Nacionales de Salud U54HG004592, U54HG007010 y UO1E51156 y el Instituto Nacional de Diabetes y Enfermedades Digestivas y del Riñón FDK095678A financiaron la investigación.

Además de Stamatoyannopoulos, el equipo de investigación incluyó,

  • Andrew B. Stergachis
  • Eric Haugen
  • Anthony Shafer
  • Wenqing Fu
  • Benjamin Vernot
  • Alex Reynolds
  • Joshua M. Akey,

…todos del Departamento de Ciencias del Genoma de la Universidad de Washington, además de,

  • Anthony Raubitschek del Departamento de Inmunología del Instituto de Investigación y Benaroya UW
  • Steven Ziegler del Instituto de Investigación Benaroya
  • Emily M. LeProust, ex integrante de Agilent Tecnólogos y ahora con Twist Bioscience

 Referencias:

https://www.bibliotecapleyades.net/archivos_pdf/dna-breathing-dynamics.pdf

Deja un comentario